Tradición platera en México: Zacatecas

Desde los primeros años de la Colonia hasta el día de hoy, Zacatecas ha sido una zona platera de enorme importancia. Su historia comienza en 1546, cuando un grupo de conquistadores se encontraron con una piedra que contenía muy buena ley de plata y se decidieron a explorar el lugar de donde provenía.

 

zaca1

 

Sin embargo, su presencia provocó levantamientos de las tribus que habitaban esa región, los chchimecas, pues los veían como intrusos. Así comenzó uno de los conflictos más largos y costosos (no sólo en recursos, sino en vidas humanas) durante los inicios de la Nueva España.

Para llevar a cabo la empresa minera, los españoles llevaron a unos 500 indios voluntarios desde el centro de México, principalmente nahuas, pero también esclavos negros e indios. Esto además de misioneros, comerciantes, alimentos, vestidos, herramientas y materias primas.

Una vez asentados, el proyecto se topó con muchas trabas: el agua dentro de las minas, las profundidades que debieron alcanzar, lo rudimentario de los métodos, la falta de comunicaciones. Y aún así, la riqueza de esta zona es tal, que pronto se convirtió en un importante centro minero.

 

zaca2

 

En sólo unos años, en 1553, la conocida como Minas de Nuestra Señora de los Remedios provincia de Zacatecas, ya recibía un fuerte flujo migratorio, necesario para el crecimiento económico de la zona. Sus exportaciones llegaron hasta Europa, justo cuando ésta requería metales preciosos para ponerlos en circulación en forma de moneda.

Mientras esto ocurría, en Guanajuato comenzaba la historia de otro de los centros plateros más grandes de México, pero esa historia será contada en la siguiente ocasión.